Starcraft, una mirada de su historia y su actualidad

Starcraft es un juego que ha sabido perpetuarse en el gusto de la mayoría de gamers a lo largo de los años. Esta tarea no es nada sencilla, de hecho, actualmente, es un titulo que peca de representar el mejor anacronismo de la historia de los RTS. Las razones para sustentar esta afirmación no son pocas, simplemente basta con mirar cuales son los juegos oficiales para participar en el WCG y sabrán que no miento.

Esta claro que los juegos de estrategia han cambiado y evolucionado con el pasar de los años, y es realmente impresionante señalar que un juego, al cual le falta poco para cumplir una década, siga teniendo una base de jugadores activos tan basta.

No es un secreto el porque de su magistral triunfo y su apabullante popularidad entre los gamers de todo el planeta. Starcraft fue un juego que desde el principio supo destacarse por su balance casi perfecto, la velocidad de sus gigantescas batallas y por supuesto, la monstruosa cantidad de estrategias que se podían generar a partir de cada una de las unidades de las 3 distintas razas que hay para escoger.

Este último punto es algo debe destacarse ya que, si bien ya existían algunos juegos que tenían distintos tipos de facciones o razas a elegir, estos no podían presumir que cada unidad pesara tanto en la construcción de ataques pesados o relámpagos, de simples distracciones o posibles emboscadas. No cabe duda que la variedad de unidades en el juego es enorme y esta construido para obligar al jugador a ocupar, al menos, a tres de ellas al mismo tiempo.

Algo muy importante es no subestimar la velocidad de las unidades, ya que aunque en un principio parecen algo lentas, dentro de las batallas masivas (Oh, santas madres de todas las batallas), sorprende la velocidad con que responden a las ordenes, y en como desaparecen escuadrones enteros en apenas un par de segundos.

Y por encima de todo esto, este juego puede jactarse de tener una gran historia de fondo que te mantiene enganchado de principio a fin.

Ahora bien, estos días han sido de gran expectativa para la comunidad mundial de jugadores de PC, ya que Blizzard, la compañía que desarrollo Starcraft, anuncio la secuela del tan afamado titulo.

Si bien Blizzard es una compañía con una larga trayectoria y bastantes logros en su haber, podríamos decir, sin temor a equivocarnos, que uno de sus proyectos más queridos ha sido Starcraft y por lo cual los intereses que giran en torno a él, son, por decirlo sencillo, “enormes”. En muchas páginas y sitios especializados ya se le ha considerado como el juego del año.

No es una exageración decir que su pasado le precede y por lo cual tiene derecho a ciertas licencias, sin embargo un solo error en su historia o modo de juego seria fatal para el titulo, ya que los juegos de esta envergadura suelen ser objetivos de críticas tan feroces como mortales.

Tomando en cuenta lo declarado por Blizzard en su página oficial podemos deducir que han decidido optar por el “si no esta roto, no lo arregles”, ya que solo han agregado algunas unidades y han cambiado el motor gráfico, lo cual no es nada malo, en esencia es bastante bueno, ya que nos prepara para la inclusión de nuevas razas o mejores sistemas de organización en las, obligadas, expansiones.

Como jugador de toda la vida de Starcraft, tengo muchas esperanzas en el título, pero siendo sincero, yo lo compraría aunque sacaran a la venta el primer título con un “II” pintado a mano de última hora.


%title

    el 12.08.07

 

Especiales