Angry Birds, ideal para pasar un buen rato en la portátil

En el mundillo que a diario nos convoca suelen aparecer periódicamente productos destinados a cumplir con objetivos específicos. Por ejemplo, el que nos convoca en esta oportunidad vendría a ser ideal para aquellos usuarios que prefieren las partidas cortas. Hacemos alusión a Angry Birds, título que ingresaría dentro del creciente género de los minijuegos que ha contado con el desarrollo de la gente de Rovio. Estos pájaros furiosos ya han hecho su aparición en las consolas Sony PSP, PlayStation 3 y Nintendo DS; mientras que también cuentan con una versión para móviles.

Al momento de repasar sus principales características, lo primero que debemos destacar radica tanto en su originalidad como en su innovación. Si bien cuenta con una mecánica de juego realmente simple, lo interesante del caso es que se muestra lleno de posibilidades y variantes. A medida que vayamos recorriendo la trama nos iremos topando con objetivos cada vez más complicados, pero al mismo tiempo más divertidos. Por su parte, sus gráficos no deslumbran ni mucho menos, pero cumplen, sobre todo teniendo en cuenta que se trata de un título descargable. Lamentablemente, en ciertos momentos, como los derrumbes por ejemplo, nos encontramos con algunas ralentizaciones que le quitan dinámica y fluidez. A su vez, dentro de este apartado, no hay que pasar por alto los efectos especiales, muy bien trabajados por cierto.

Por su lado, tal vez a algunos los primeros niveles de Angry Birds les parezcan algo repetitivos, ya que la variedad resulta algo exigua. Pero una vez que superes esos primeros pasos, te vas a topar con un producto que nos promete largas horas de entretenimiento. De hecho, cuenta nada más y nada menos que con doscientos niveles.

Claro que a medida que avancemos la dificultad irá creciendo, pero lo bueno es que también iremos desbloqueando extras que servirán para darle poder a los pájaros, personajes centrales. En este sentido, veremos a aves haciendo ostentación de habilidades especiales, como por ejemplo la posibilidad de multiplicarse, lanzar efectivos huevos explosivos o lanzarse en tremendas picadas. Quizá lo único que se pueda criticar es que en determinados niveles, la suerte primará por sobre la estrategia, algo que le resta puntos a su jugabilidad.


    el 08.02.11

 

Especiales