FTL: Fasther Than Light, más rápido que la luz

faster_2

Hay videojuegos que, hoy en día, salen en mercados móviles, y nadie nota su presencia, pero que, por su calidad, podrían ser juegos legendarios si hubieran sido editados hace 30 años (para NES o Master System). En estos tiempos, hacer juegos en poco más fácil, y sobre todo, es mucho más fácil editarlos, pero lo que no es mucho más fácil es darlos a conocer. La publicidad sigue siendo muy cara, y encima los markets están a reventar de juegos, así que los buenos se pierden en un maremágnum de software.

Al menos, en los medios especializados tenemos el privilegio de reseñar los juegos que nos gustan, a ver si, con suerte, conseguimos que lleguen a más gente. FTL: Faster Than Light, en castellano, más rápido que la luz, es un videojuego que vale la pena que provéis.

Matthew Davis y Justin Ma eran dos trabajadores de 2K Games en Shangai, que decidieron dejar la empresa para buscarse la vida, y hacer sus propios juegos. Con esa misión, publicaron un proyecto en Kickstarter, para recaudar 10.000 dólares que financiaran su juego: Faster Than Light. Y consiguieron mucho más de lo que necesitaban: 200.000 dólares, que financiaron el estreno en 2013 del juego para Mac y PC, galardonado a la postre con varios premios.

Faster-Than-Light-Battle-Screen

FTL es un juego tipo Roguelike, un título lleno de eventos aleatorios en el que, cada vez que eres derrotado, tienes que empezar desde cero. Terminarlo es todo un reto, y probablemente, de ahí, procede su éxito.

En Fasther Than Light, manejas una nave, que tiene que avanzar por los niveles con una misión totalmente irrelevante, que sirve de mera escusa para ponernos a jugar. Esa nave, la elegimos al principio entre varias, algunas destacan por unas cosas, y otras por otras, y se pueden desbloquear nuevas durante la partida. Y a la hora de jugar, tienes que recorrer mapas llenos de sectores generados aleatoriamente, en los que puede haber piratas, rebeldes, u otras razas espaciales.

Y estas razas también están representadas dentro de tu nave, porque tienes que reclutar una tripulación balanceada. Esto le otorga al juego un carácter estratégico, pero también es un marrón, porque no solo pierdes la partida si tu nave es destruida por el enemigo, sino también si tus tripulantes son asesinados. Tienes que cuidar de ellos, porque la nave no vuela sola.

Fasther Than Light no es un juego fácil, y tampoco es un título para echar una partidita en el metro: una travesía puede implicar varias horas de juego. Después de jugarlo en ordenadores, podemos hacerlo en móviles y tablets, y mola, sobre todo en iPad, la adaptación a los controles táctiles es muy buena. Juego recomendado, aunque hay que pagar por él.

faster_1


%title



 

Especiales