La decadencia de la E3 2007

Lo que se vio en la E3 2007, es lo que se verá en lo que resta de este año, e incluso en la primer parte del 2008. Esta última edición de la E3 nos dejó un mal sabor de boca, a pesar de que Sony, Nintendo y Microsoft hayan revelando sus estrategias y futuros lanzamientos. ¿Por qué esta mala sensación? Porque fue un paso hacia atrás con respecto a la anterior expo. Recordemos que la realización de esta edición 2007 llegó a ponerse en duda, y si bien se la llevó adelante, se lo hizo bajo condiciones más precarias.

En la E3 2006 se dieron cita más de 60 mil personas, mientras que en esta última se apuntó a una pequeña comunidad de 5 mil miembros, entre desarrolladores, analistas y periodistas. La E3 2007 fue un evento más exclusivo y limitado. Se cambió su tonalidad de show/espectáculo, por una conferencia de prensa con bastantes luces.

Asimismo, las citas de las diversas compañías no estaban tan cerca físicamente, sino que había que trasladarse, a tal punto que en algunos casos había que viajar sobre ruedas. Santa Monica fue el epicentro de una E3 repartida entre varios hoteles. Una locura.

Hubieron, incluso, críticas duras por parte de algunas de las empresas que tenían su espacio en la E3, apuntando a que probablemente no volverían a participar de un evento de semejantes características.

La E3 era conocida como una arena de guerra entre los grandes protagonistas de la industria. Era el mayor espectáculo… hoy, todo eso se desvaneció. Si bien hubieron muchísimas novedades increíbles en materia de videojuegos, la E3 2007 fue una gran desilusión para aquellos que buscábamos ver plasmada la magia del sector en una cita de nivel internacional como ésta.


    el 16.07.07

 

Especiales