El nuevo firmware de PS3 hackeado en pocas horas

Desde que la seguridad de Playstation 3 se vio comprometida no han parado de llover hackeos, trampas y demás jugarretas por parte de ciertos colectivos. Hemos visto el pen drive que permitía ejecutar copias, la revelación de las claves con las que Sony firma los ejecutables oficiales, la posibilidad de descargar contenido de la Playstation Store sin pasar por caja, los desbloqueos de trofeos de forma fraudulenta y la lista sigue cada día que pasa. Se ha dicho incluso que la piratería en la consola que más había aguantado de forma estoica es, ya, imparable. Sony debe estar haciendo lo imposible para frenar la avalancha y la última medida había sido una actualización del sistema (obligatoria para el juego en red), la versión 3.56. El problema es que apenas unas horas después del lanzamiento de dicha actualización, ésta ya había sido hackeada.

Con la versión 3.56 del firmware de Playstation 3 se impedía ejecutar copias ilegales de los juegos así como la instalación de otro sistema operativo. No obstante, el informático conocido como Youness Alaoui consiguió romper la seguridad que se acababa de imponer. Lo anunció en su cuenta de Twitter y desde entonces la consola ha quedado de nuevo desprotegida. Youness Alaoui es el hacker que consiguió romper la seguridad de Nintendo Wii bastante tiempo atrás por lo que ya cuenta con cierta fama en el mundillo. En cualquier caso, a día de hoy es posible instalar copias piratas en Playstation 3 así como ejecutar software no oficial, es decir, homebrew.

El problema radica en la publicación de las claves con las que Sony firma los ejecutables oficiales. Sony no puede cambiar dichas claves ya que los juegos antiguos dejarían de funcionar en todas las consolas, imagínense la hecatombe. Si cambian el firmware, al ser públicas las claves, es relativamente sencillo engañar a Playstation 3. Sony ha declarado que son capaces de detectar consolas modificadas por software lo que podría vaticinar una serie de baneos masivos. Esta práctica ya la hemos visto con Microsoft y los baneos masivos en X-Box 360. Personalmente creo que lo más que puede hacer Sony es impedir que las consolas modificadas puedan acceder a Plasyation Network pero a día de hoy no son capaces ni de eso.

Sony se enfrenta a un problema de lo más serio, ¿cuál creéis que será el resultado de todo esto?


    el 28.01.11

 

Especiales