Video de Call of Duty 3

Call of Duty 3, la Segunda Guerra Mundial nunca se vio tan bien.

La tercera entrega de la serie Call of Duty llegaba a Play Station 3 y Nintendo Wii como juego de lanzamiento, mientras que para Xbox 360, Xbox y Play Station 2 era simplemente otro first person shooter para agregar a la lista.

Sin embargo Call of Duty es más que eso, y Treyarch, otro de los grupos desarrolladores de Activision, se encargaron de hacer la diferencia.

El modo campaña implica 14 misiones en las que turnaremos el uso de personajes del ejército Británico, Canadiense, Polaco, Estadounidense y la Resistencia Francesa tras el desembarco en Normandía.

En cuanto al modo multijugador, de hasta 24 jugadores en Play Station 3 y Xbox 360 y 12 en Play Station 2 y Xbox, estuvo ausente de la Nintendo Wii y permitía jugar en diferentes modos, Captura la Bandera, Deathmatch, los clásicos. Aquí los enfrentamientos eran entre Aliados y Nazis.

La jugabilidad de Call of Duty 3, así como los gráficos, estaban más que bien para finales de 2006, fecha en que el juego fue publicado. Las posiciones que podían adoptar nuestros personajes, arrodillados, al ras del suelo y parados, afectaban nuestros atributos de movimiento, puntería y escondite, a medida que desarrollábamos las tácticas adecuadas para derrotar a las diferentes adversidades que se planteaban en cada escenario.

Otra novedad para la saga, que vería la luz en Call of Duty 3 y luego sería utilizada en otros títulos de la franquicia, es el de las clases. Escogemos la clase de soldado que queremos ser y eso influirá en las habilidades y armas que podremos utilizar en la partida.

Call of Duty 3 ofrece al jugador, aún hoy, una experiencia agradable. Un first person shooter ambientado en la segunda guerra mundial, muy bien desarrollado y de una dificultad creciente de manera bien armada, difícil, pero no imposible.



%title



 

Especiales