Saints Row 2, una buena alternativa a GTA IV

El estudio Volition nos trae la secuela de su aclamado título, llega Saints Row 2. No lo hace sin polémica, sobre todo por su gran parecido a GTA IV, un casi indestructible rival. Claro, las comparaciones son odiosas, ya que el título de Rockstar roza la perfección, pero el título de Volition apuesta por un estilo de juego distinto, casi paródico, lo cual lo hace una apuesta interesante.

Aparecemos en la cárcel y es el momento de personalizar a nuestro personaje. Contamos con un potente editor con el que podremos modificar múltiples aspectos del personaje, incluso su sexo. Deberemos escaparnos y, de esa manera, llegamos a la ciudad (la misma de la primera entrega), Stillwater. Deberemos ponernos al frente de una banda callejera (Saints Row) y hacernos respetar llegando a lo más alto de este mundillo. La historia digamos no es nada del otro mundo.

El juego se caracteriza por la cantidad de cosas distintas que podemos llevar a cabo. Tenemos las misiones principales que usaremos para avanzar el la trama (que por cierto no está demasiado bien hilvanada), las misiones secundarias como entretenimiento y, también podremos realizar diversas actividades. Cumplir misiones para ganarnos el respeto de la gente de otras bandas y realizar desafios alocados. Las misiones son algo repetitivas y toman las mismas fórmulas del juego anterior, la cosa es que en este tipo de juegos se exige que haya mucha cantidad y claro, se repiten algunas.



Gozamos de una gran sensación de libertad y el mapa está abierto desde un principio. Podemos conducir multitud de vehículos. El problema es que debería haberse cuidado más la trama.

La jugabilidad es genial, explosiones, violencia. Saints Row 2 viene definido por la locura, la sátira, el irrealismo. Deja el rigor por abrazar la locura, todo alcanza cotas desproporcionales y eso lo hace enormemente divertido y diferente a GTA IV. Quizás podamos señalar como problema la precisión del control en los combates cara a cara. Por lo demás está muy bien y se controla con facilidad.



Gráficamente es regular, presenta texturas simples, modelados poco detallados y el juego a veces va a tirones. Es algo que a estas alturas no es aceptable. De todos modos, lo peor es la inteligencia artificial, los ciudadanos no reaccionan aunque estemos armando una buena y los enemigos son muy torpes. De todos modos el juego no pretende ser real, sino exagerado, eso, desde luego, lo cumple a la perfección.

La BSO es buena, no tan variada como en GTA IV pero si lo suficiente, podemos oír la música a través de la radio del coche. Además gozaremos de buenísimos sonidos de explosiones, armas etc etc. En este apartado poco negativo se puede decir.

En conclusión, Saints Row 2 es una alternativa diferente a GTA IV, exagerado y divertido, algo desfasado gráfica y técnicamente pero divertirá a mucha gente. Te encantará si es tu estilo de juego. También cuenta con un multijugador muy alocado y un excelente cooperativo.


%title

    el 20.10.08

 

Especiales