WWE SmackDown vs Raw 2008: los guerreros virtuales vuelven a las consolas

Ahora es el turno para la versión 2008 de esta conocida saga basada en la lucha libre estadounidense: Smackdown vs. Raw. Este nuevo juego nos ofrece, entre otras características, un excelente apartado técnico, del que nos podemos dar cuenta al observar sus gráficos, los cuales destacan sobre los títulos anteriores siendo lo mejor que se ha visto de la saga.

Cada detalle fue pulido al cien por ciento por la desarrolladora Yuke’s, preocupándose principalmente por el impacto visual que la entrega debería tener. Los rasgos faciales como las expresiones, el sudor, la sangre y la piel fueron ampliamente mejoradas en comparación con la versión pasada. También hay que destacar el parentezco (tanto el físico como el psicológico), entre los personajes del juego y los reales , dado a que las características de éstos son muy bien simuladas. Los escenarios son una parte que se ve seriamente afectada, por la razón de que la mayoría de ellos son tomados a raíz de entregas pasadas, lo que no ofrecerá mucha variedad en este sentido.

En lo que sí hay que aplaudir al título es en la extensa variedad de modos de juego con el que se presenta. Podrás disputar campeonatos, peleas al mero estilo Royal Rumble (de hasta 30 peleadores, de los cuales 4 podrán ser controlados), e incluso, en momentos que no tengas actividad alguna, tendrás la posibilidad de dar entrevistas a la prensa, hacer propaganda o simplemente descansar de todo aquel alboroto que te rodea, además de algunos sub-modos, tales como High Flyer, Submission Artist, Hardcore, entre muchos otros más. 

Si en determinado momento te llegan a aburrir los luchadores que acompañan al juego (que ahora se han incluido algunos de la liga ECW, teniendo una buena colección de éstos), podrás hacer volar a tu imaginación con el modo de creación, el cual tiene infinidad de características con las que podrás hacer al luchador que siempre habías soñado. Dentro del gameplay no hay mucho que mencionar, por la razón de que sigue teniendo el mismo sistema sencillo que lo caracteriza. Para la Wii y la Nintendo DS la cosa es más divertida (pero a la vez más complicada), ya que los movimientos los tendrás que emular con el innovador wii-mote y la pantalla táctil, en el caso de la portátil.

Muchas cosas han sido mejoradas y otras nuevas incorporadas, tal es el caso de los subtítulos al castellano; sin embargo, vale aclarar que el juego, a pesar de todo, cae en lo repetitivo, por lo que no es recomendable para aquellos que no son tan aficionados de la lucha, o por lo menos, que no han seguido a la saga de cerca.


%title

    el 15.12.07

 

Especiales